Artículo

Tipos psicológicos y estilos de aprendizaje de estudiantes de una facultad de ciencias económicas y administrativas en Chile

Jorge Cea Rodríguez; Horacio Sanhueza Burgos; Elba Filgueira Muñoz

Universidad Austral de Chile jorge.cea@uach.cl, Universidad Austral de Chile, Chile , Universidad Austral de Chile hsanhuez@uach.cl, Universidad Austral de Chile, Chile , Universidad Austral de Chile elba.filgueiram@gmail.com, Universidad Austral de Chile, Chile



Resumen

El objetivo de este estudio es conocer los tipos psicológicos y estilos de aprendizaje de estudiantes de una Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas en Chile. Para esto se llevó a cabo un estudio cuantitativo con una muestra de 231 estudiantes universitarios de pregrado a partir de los cuestionarios de tipos psicológicos desarrollado por Myers-Briggs (1962) y estilos de aprendizaje propuesto por Kolb (1984). La investigación permitió tener una primera aproximación de las diferencias y similitudes en los tipos de personalidad y estilos de aprendizaje presentes en estudiantes de tres carreras de pregrado de una Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas en Chile. Estudios de corte cualitativo que analicen tipos de personalidad y estilos de aprendizaje en estudiantes de Escuelas de Negocios, representan una oportunidad para la triangulación y generación futura de conocimiento sobre el tema.

Received: 2018 March 5; Accepted: 2018 June 13

5608. 2018 ; 4(1)

Keywords: Palabras clave tipos psicológicos, estilos de aprendizaje, educación universitaria, administración.
Keywords: Keywords psychological types, learning styles, higher education, administrative science.

INTRODUCCIÓN

En general, los tipos psicológicos y estilos de aprendizaje han sido estudiados en el contexto del desarrollo de una educación de calidad, y para predecir los rendimientos académicos y/o la relación con otras variables, como la orientación profesional. Los tipos psicológicos se definen como la clasificación de las personas en tipos primarios de funciones psicológicas (Jung, 2016), mientras que los estilos de aprendizaje pueden ser conceptualizados como los métodos característicos para aprender y estudiar (Woolfolk, 2010).

Las investigaciones que miden los tipos psicológicos, evidencian la influencia que tienen los tipos de personalidad en la forma en cómo las personas se comportan, toman decisiones, interactúan con los demás y/o desarrollan estrategias de aprendizaje (Acevedo, Chiang, Madrid, Montecinos, Reinicke y Rocha, 2009; Hernández y Hervás, 2005; Salas, 2008). Así, herramientas de medición como el Myers-Briggs Type Indicator (MBTI), clasifica a las personas en tipos de personalidad según sus preferencias psicológicas para que estas tengan un nivel de autoconocimiento y reconozcan cómo perciben el mundo, lo que contribuye a que individuos puedan direccionar de forma más asertiva la toma de decisiones y de esta manera facilitar la consecución de sus objetivos.

Se han desarrollado diferentes investigaciones con estudiantes universitarios en las carreras de Medicina (Bitran, Zúñiga, Lafuente, Viviani y Mena, 2005), Enfermería (García, 2016), Psicología (Lasso, 2015) o Ingeniería (Tracz, 2017); sin embargo, la producción de estudios que nazcan de las percepciones de los tipos de personalidad y estilos de aprendizaje de estudiantes de Escuelas de Negocios, es escasa.

El objetivo general de la presente investigación es conocer cuáles son los tipos psicológicos y estilos de aprendizaje de los estudiantes de una Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas. Este trabajo pretende ser una primera aproximación al conocimiento de los tipos de personalidad y su relación con los estilos de aprendizaje del alumnado de una Facultad de Economía y Administración en Chile.

Como objetivo específico se quiere analizar y comparar los tipos psicológicos y los estilos de aprendizaje de los estudiantes de las distintas carreras de la Facultad: Ingeniería Comercial, Auditoría y Administración de Empresas de Turismo. Para ello, se decidió determinar similitudes y diferencias de los estudiantes de las tres carreras seleccionadas, a través de instrumentos de medición como lo son el MBTI (Briggs-Myers, 1991) y el Inventario de Estilos de Aprendizaje (LSI) (Kolb, 1981).

Dado que el tipo de investigación es exploratoria, las conjeturas del estudio apuntan a identificar estilos de personalidad y de aprendizaje, con el fin de determinar recursos cognitivos disponibles y establecer orientaciones para la enseñanza más adecuada para los estudiantes. La hipótesis del estudio supone que tanto el estilo de personalidad como el estilo de aprendizaje, son independientes de la carrera que estén cursando los estudiantes de la Facultad de Economía y Administración de una Universidad en Chile.

La presente investigación comienza con una revisión teórica de los tipos psicológicos y los estilos de aprendizaje.

Se presenta la metodología utilizada, donde se describen las variables analizadas, el tipo de investigación, diseño, la población y muestra del estudio, por último, se describe la manera en que han sido procesados los datos. Se realizan análisis descriptivos y correlacionales. Finalmente, se discuten los hallazgos.

MARCO DE REFERENCIA DEL ESTUDIO

En esta nueva era del conocimiento, en la psicología se ha formulado un nuevo enfoque para concebir el aprendizaje, considerando la diversidad de formas en que se puede interpretar el mundo. Es bien sabido que, los humanos somos seres que percibimos el mundo de diferentes maneras, al dar una diferente interpretación a los estímulos internos y externos, nuestras ideas, pensamientos y actos son diferentes, por lo tanto, no existe una sola forma correcta de aprender (Gómez y Aduna, 2004).

En consecuencia, surge la teoría de los estilos de aprendizaje, que apunta a los “rasgos cognitivos, afectivos y psi­cológicos del aprendizaje que un estudiante pone en juego para percibir, interactuar y responder en un ambiente educativo” (Keefe y Navarro, como se citó en Ventura, 2011, p.145). De modo que el proceso de aprender implica tomar decisiones constantemente, y el modo en que estas se hagan estará influido por el tipo de personalidad del individuo (Loung-Poorunder y Das, 2015).

En su libro Psicología Educativa, Woolfolk (2010), define los estilos de aprendizaje como los “métodos característicos para aprender y estudiar”. La autora señala que el concepto Estilos de Aprendizaje no debe confundirse con las preferencias de aprendizaje. Esta última idea tiene que ver con las preferencias individuales por formas y ambientes particulares de aprendizaje, “dónde, cuándo, con quién, o qué iluminación, alimentos o música se prefiere al estudiar” (Woolfolk, 2010). Tampoco debería confundirse con estrategias de aprendizaje, lo cual alude a “planes de acción implementados para facilitar el aprendizaje y se conciben desde un plano básicamente instrumental ” (Ventura, 2011).

En lo que respecta a la medición de estilos de aprendizaje, García, Santizo y Alonso (2009), describen una lista de los 38 instrumentos más utilizados para medir los métodos para aprender y las preferencias de aprendizaje, estos fueron diseñados para aplicarlos en estudios relacionados con las áreas empresariales, educativas, psicológicas y pedagógicas. Entre ellos, el LSI desarrollado por Kolb (1984), es un instrumento apropiado ya que “es el modelo de estilo de aprendizaje más extensamente aceptado y ha recibido una cantidad sustancial de apoyo empírico” (Manolis, Burns, Assudani y Chinta, 2013, p.44).

Modelo de aprendizaje de Kolb

David Kolb desarrolló la Teoría de Aprendizaje Experiencial, centrada en la forma en que se perciben, abordan y procesan las experiencias, para luego identificar y describir los distintos estilos de aprendizaje (Kolb, 1984).

El modelo plantea un ciclo de aprendizaje que define cuatro tipos de aprendizaje, estos se producen en dos dimensiones estructurales opuestas:

1. La percepción de la información . se realiza a través de dos vías opuestas, la experiencia concreta (EC) o la conceptualización abstracta (CA).

2. El procesamiento de la información : este proceso de transformación de la información tiene lugar con la experimentación activa (EA) o la observación reflexiva (OR) (Muñoz-Seca y Sánchez, 2001)

El instrumento diseñado por Kolb para evaluar métodos de aprendizaje es el LSI. El test mide cuatro modalidades básicas, siendo el estilo de aprendizaje resultante una combinación de esta (Muñoz-Seca y Sánchez, 2001):

EC: Es la tendencia a aprender a partir de la experiencia directa, esto es, haciendo, actuando, sintiendo. Las personas con un EC más desarrollado tienen orientación hacia las personas, es decir, aprenden cuando se relacionan con estas en tales procesos de retroalimentación.

CA: Refleja una tendencia al pensamiento lógico, la conceptualización y la evaluación racional. Las personas con un fuerte desarrollo de CA son analíticas, rigurosas y disciplinadas.

EA: Las personas que desarrollan más este tipo aprenden actuando y experimentando alternativas. No tienen miedo a aceptar riesgos para alcanzar sus metas.

OR: Refleja una tendencia a aprender observando y escuchando. Las personas con un nivel más desarrollado de OR se basan en juicios sobre observaciones precisas. Son imparciales, analizan las cosas desde distintas perspectivas para tener diferentes puntos de vista.

El método de aprendizaje de una persona no se ajustará estrictamente a una de cuatro modalidades básicas de aprendizaje ya descritas, lo más probable es que se dé una combinación de estas y el producto serán las capacidades: convergente, divergente, asimilador y acomodador (Muñoz-Seca y Sánchez, 2001). Por lo tanto, se espera que los resultados de los estudiantes de la Facultad estudiada se ubiquen dentro de estas opciones:

Convergente: Quienes tienen un estilo convergente presentan una combinación de los tipos EA y CA.

Son muy buenos para resolver problemas, tomar decisiones y aplicaciones prácticas de ideas. Reciben este nombre porque trabajan mejor en situaciones donde hay una sola respuesta correcta y una solución a una pregunta o problema (Muñoz-Seca y Sánchez, 2001, p.5).

Divergente: Los individuos con este estilo de aprendizaje combinan EC y OR.

Tienen una habilidad imaginativa y conciencia del significado y valores. Ven situaciones concretas desde algunas perspectivas y organizan algunas relaciones entre un significado completo. Aplican más la observación que la acción. Reciben esta denominación por ser buenos en situaciones que necesiten generar un amplio rango de ideas alternativas e implicaciones, en discusiones tales como sesiones de lluvia de ideas, siendo idóneos para identificar problemas y compartir información (Muñoz-Seca y Sánchez, 2001, p.5,6).

Asimilador: La persona con este estilo combina los tipos OR y CA.

Destacan por su razonamiento inductivo. Aprenden con ideas abstractas y conceptos, creando modelos conceptuales, diseñando experimentos, resolviendo problemas, considerando alternativas de soluciones, leyendo, reflexionando, teorizando, analizando información cuantificada y actividades estructuradas. Están menos enfocados a personas y más a ideas y conceptos abstractos (Muñoz-Seca y Sánchez, 2001, p.6).

Acomodador: Son personas que aprenden de EC y la EA.

Aprenden con experiencias, realizando planes y tareas y teniendo nuevas experiencias. Se interesan en buscar oportunidades, tomar riesgos y acciones. Se destacan por su flexibilidad, por compartir información con otros en clases de discusión, por debates, presentaciones y actividades en grupo, ya que trabajan muy bien con otras personas (Muñoz-Seca y Sánchez, 2001, p.6).


[Figure ID: gf1] Figura 1.

Ciclo de Aprendizaje de Kolb


Alternate Text: Figura 1 Ciclo de Aprendizaje de Kolb.
  —Fuente: Gómez (2013)..

Tipos psicológicos Tipos psicológicos

Salas (2008), en su libro “Estilos de aprendizaje a la luz de la neurociencia”, explicó que Carl Jung, desarrolló la teoría de que cada individuo tiene un tipo psicológico. Jung planteó que debemos centrarnos en las funciones básicas de la vida de las personas para entender sus diferentes comportamientos, en este contexto cada individuo tiende a desarrollar patrones de conducta, lo que se traduce en que se comporten de maneras predecibles.

La tipología de Jung de los tipos psicológicos incluye tres pares de orientaciones adaptativas de orientaciones dialécticamente opuestas, que describen: 1. El modo como el individuo se relaciona con el mundo; 2. La manera preferida como percibe por medio de la sensación o intuición; 3. La manera preferida como juzga, ya sea pensando o sintiendo (Salas 2008, p.28).

Jung con su teoría de los tipos fue la base para que posteriormente se desarrollaran investigaciones, como la propuesta por Myers-Briggs (1962). Estas dos mujeres dedicaron su vida a estudiar las investigaciones de Jung, para luego desarrollar un instrumento que evalúa las diferencias de personalidad de las personas, que se conoce como el Inventario de Tipos Psicológicos de Myers y Briggs (MBTI) (Hedges, 2004).

Existe evidencia en la literatura que da cuenta de la evaluación de variables psicológicas en muestras de estudiantes universitarios, basadas en el Inventario de Tipos psicológicos de MBTI, por ejemplo, en estudiantes de medicina o enfermería en diferentes contextos socioculturales (Bitran y cols., 2005; Järlström, 2002; Loung-Poorunder y Das, 2015; Malik y Zamir, 2014; Potgieter y Coetzee, 2013). En este contexto es que se define el MTBI como “inventario tipológico comúnmente aceptado y utilizado tanto en el mundo educativo como en el laboral debido a su gran simplicidad y a su utilidad” (Chulvi, González-Cruz y Mulet, 2015, p.1063), esto da cuenta de lo apropiado que es para el presente estudio optar por la utilización del Inventario de Tipos psicológicos de MTBI. Respecto a su validez transcultural, Hedges (2004, p.10), en su libro “Conoce tu Personalidad” afirma que los estudios en torno al MBTI “fueron tan sólidos y meticulosos que muchas personas de todo el mundo se han adherido, y se ha comprobado que los Tipos trascienden a las culturas.”

Tipos psicológicos de Myers-Briggs (MBTI)

El inventario de tipos psicológicos desarrollado por Myers-Briggs (1962), es un test estadísticamente válido y confiable, cuyo fin es “ayudar a la persona a que sea más conocedora de su estilo particular y a que comprenda y aprecie mejor las maneras útiles como las personas difieren entre sí.” (Salas, 2008, p.35).

Hernández y Hervás (2005), señalan que Myers y Briggs propusieron 16 tipos psicológicos que son el producto de posibles combinaciones de preferencias relacionadas a las funciones:

1. Extroversión (E): La acción de interactuar con personas y cosas; la persona extrovertida utiliza el entorno para estimularse, se comunica fácilmente, es sociable y le gusta trabajar en equipo.

2. Introversión (I): Implica concentrar la atención en el mundo interior; supone la reflexión, la concentración en las propias ideas, emociones e impresiones.

3. Sensorial (S): Se relaciona con la percepción secuencial de hechos caracterizados como reales y acaecidos en el presente, así como en su aplicación práctica.

4. Intuitiva (N): Alude a la percepción abstracta y global caracterizada por el interés en los probables acontecimientos del futuro, donde un sentimiento interior de la persona hace entrever y presagiar lo que ha de acontecer de una manera creativa e ingeniosa.

5. Reflexión (T): Se encuentra relacionado con la tendencia a decidir de forma objetiva e impersonal, basándose en la lógica. Las personas con esta función dominante suelen ser escépticas y firmes en sus decisiones.

6. Sentimiento (F): Se relaciona a la toma de decisiones personales, subjetivas y basadas en un sistema de valores propio. Involucra una actitud empática y el anhelo de complacer a otros.

7. Percepción (P): Involucra las funciones S e N y requiere que la persona esté orientada hacia la observación de hechos externos o internos, al mismo tiempo que sea flexible en sus percepciones.

8. Juicio (J): Predominan las funciones T y F en la toma de decisiones. En esta preferencia cobran especial importancia habilidades como la planificación, estructuración, previsión, autorregulación, organización, establecimiento de metas y objetivos, así como el control del aprendizaje.

Cabe señalar que las personas usan su función dominante en situaciones donde se da un ambiente cómodo para ellas. El resultado de la combinación de las funciones y actitudes son 16 estilos de aprendizaje que se muestran en la Tabla 1 (Hernández y Hervás, 2005).

Tabla 1.

Dimensiones y tipos psicológicos según la teoría de MyersBriggs



Alternate Text: Tabla 1 Dimensiones y tipos psicológicos según la teoría de MyersBriggs.
<alternatives>
Estraversión (E) ISTJ ISFJ INFJ INTJ Intervención (I)
Sensación (S) ISTP ISFP INFP INTP Intuición (N)
Pensamiento (T) ESTP ESFP ENFP ENTP Sentimiento (F)
Juicio (J) ESTJ ESFJ ENFJ ENTJ Percepción (P)
</alternatives>
  —Fuente: Hernández y Hervás (2005)..

Aplicaciones de los modelos

Algunos estudios que han utilizado el MBTI y el test de Kolb, han identificado estrategias de aprendizaje en estudiantes de Educación Media y Universitaria, con el fin de analizar los enfoques de aprendizaje de los estudiantes, hacer estudios descriptivos, fijar la relación que existe entre los enfoques y estilos de aprendizaje, y diseñar una metodología de enseñanza que comprenda los diversos estilos para alcanzar un aprendizaje significativo (Acevedo y cols., 2009; Hernández y Hervás, 2005).

En estas investigaciones se aprecia un interés por comparar e identificar los estilos de aprendizaje en distintos periodos de la formación académica, analizar posibles diferencias entre hombres y mujeres, o entre diferentes disciplinas. También se cree que mientras menos incompatibilidades exista entre los estilos de enseñanza y los estilos de aprendizaje, los estudiantes estarán más motivados y tendrán una mayor tendencia a alcanzar un mejor desempeño académico (Esmeray, 2014; Rojas, Zárate y Lozano, 2016). “En este sentido, se considera que cuando el docente diseña estrategias de enseñanza de acuerdo a los estilos preferenciales de sus estudiantes, se facilita el proceso de aprendizaje” (Pinelo, 2008, citado en Ventura 2011, p.149).

Vázquez (como se citó en Ventura 2011), señaló que “los estilos de aprendizaje pueden ser buenos predictores de la permanencia de los estudiantes en la universidad”, en este sentido, al evitar dificultades en el proceso de enseñanza aprendizaje como las diferencias de estilos entre docentes[c] y estudiantes, con la implementación de propuestas educativas adecuadas que atiendan la diversidad, se haría una contribución a la reducción de los niveles de deserción académica (Ventura, 2011).

Felder y Silverman (1988) concluyeron que es posible evitar un bajo rendimiento académico, frustración profesional y la carencia de profesionales universitarios competentes que aporten a la sociedad, cuando se tiene un autoconocimiento de los estilos de aprendizaje que se ajustan más a la personalidad de cada cual. Aplicar instrumentos como el cuestionario de estilos de aprendizaje y el test MBTI permite tener dicho autoconocimiento, y a la vez un panorama general en las instituciones educacionales, para plantear estrategias de aprendizaje que permitan la formación de profesionales integrales (Jessee, O’Neill y Dosch, 1995).

Se enfatiza en algunas investigaciones la importancia de conocer los tipos de personalidad de los estudiantes en diferentes áreas o disciplinas, debido a las diversas falencias o necesidades que estos pueden tener y la forma en que ellos mismos y sus profesores las pueden abordar, adaptándose a los métodos de aprendizaje. La comprensión que tengan los docentes de los estilos de sus alumnos permite integrar el diseño de aplicaciones adaptativas en pro de un mayor entendimiento de los contenidos transmitidos (Felder y Silverman, 1988; Paredes, 2008; Gappi, 2013).

En esta línea, el estudio de los estilos de aprendizaje ha tenido cabida en propuestas de nuevos sistemas de enseñanza, compatibles con la personalidad, habilidades y preferencias de los estudiantes. La aplicación de propuestas alternativas a la “educación tradicional” puede hacer del aprendizaje un proceso más significativo y con un mayor rendimiento académico. Por ejemplo, el e-learning posibilita que cada estudiante pueda “recibir” los contenidos adaptados a sus estilos de aprendizaje predominante (Gallego y Martínez, 2003; Radwan, 2014).

En Chile, las investigaciones en torno a los inventarios de estilos de aprendizaje y de tipos de personalidad aplicados en estudiantes universitarios, han sido en el área de la medicina, estos se han enfocado en la influencia que tienen dichas variables en la elección de la carrera y especialidades, así como en los rendimientos de los estudiantes (Bitran y cols., 2005; Rodríguez, Pirul, Robles, Pérez, Vásquez, Galaz, Cuellar, Díaz y Arriaza, 2016).

Por otra parte, defensores del MBTI concuerdan con que el tipo de personalidad de los individuos no cambia en el tiempo, más bien la adquisición de nuevos conocimientos y habilidades propenden al aumento de confianza, lo que a su vez conduce a una formación integral (Myers, como se citó en Jessee y cols., 1995). Silberman y McDaniel (como se citó en Jessee y cols., 1995) evidenciaron esto al comparar resultados del MBTI aplicado en estudiantes al principio y al final de su educación formal, y encontraron que los tipos de personalidad permanecieron constantes desde que se matricularon hasta que se graduaron.

Indagaciones en escuelas de negocios

Järlström (2002) indagó en los tipos de personalidad y la orientación profesional de estudiantes finlandeses de la Escuela de Negocios de la Universidad de Vaasa. Los resultados de su estudio arrojaron que los tipos de personalidad influyen en la orientación profesional. Se asume que cuando la personalidad y la orientación profesional son congruentes, los individuos están más satisfechos y realizados en sus carreras. A nivel organizacional, enfocarse en recursos humanos resulta no solo en eficiencia organizacional, sino que también en eficiencia individual.

Es importante para las organizaciones estar al tanto de las aspiraciones profesionales de los estudiantes, porque tiene directa relación con los procesos de reclutamiento de personal.

A su vez, la misma autora también estudió la relación que existe entre los tipos de personalidad y la elección del ambiente laboral (Järlström, 2005). En esta investigación se aplicó el MBTI en la misma Escuela de Negocios, siendo los tipos psicológicos más frecuentes de los estudiantes: ESTJ (15%), ISTJ (12%), y ENTJ (13%).

Un estudio en que se buscaba medir los estilos de liderazgo y aprendizaje de estudiantes de Ingeniería Comercial de la Universidad de Talca, Chile versus los estudiantes de empresariales o Ciencias Económicas de la Universidad de Göttingen, Alemania, en que se aplicó el inventario de estilos de aprendizaje de David Kolb, arrojó como resultado que la mayoría de los estudiantes de la Escuela de Negocios de la Universidad de Talca poseen un método de aprendizaje de CA, mientras que los estudiantes de la Escuela de Negocios de Universidad de Göttingen tienden al método de aprendizaje de EA (Bustamante, Bravo y Sánchez, 2002).

Por otra parte, otro estudio midió la relación entre tipos de personalidad y rendimiento académico en estudiantes de Administración de Empresas de la Universidad de Debrecen (Hungría) y se observó que los estudiantes de segundo año con los perfiles INFJ y ISTJ, y los de tercero con los perfiles ESTJ y ESFJ obtienen mejores resultados (Kapitány, Kiss y András, 2014).

También se comparó a estudiantes de negocios y profesionales del área de tecnología de la información, utilizando los instrumentos de Kolb y MBTI, se identificaron diferencias importantes entre los estudiantes y los profesionales en su estilo cognitivo (Cline, St. John & Guynes, 2015).

Por su parte, en la Facultad de Negocios de la Universidad de Regina (Canadá), se aplicó el MBTI en los estudiantes de primer año en un proyecto que tenía como objetivo mejorar las experiencias y resultados de aprendizaje de los estudiantes; el estudio reveló importantes ideas sobre la diversidad estudiantil y sus implicaciones para la enseñanza y el aprendizaje (Mcgovern y Lockhart, 2014).

Se han utilizado otros instrumentos para estudiar rasgos de personalidad -como el Modelo de los cinco grandes- en estudiantes de escuelas de negocios, para conocer la relación que existe entre dicha variable y las preferencias académicas y profesionales (Shahzad, Ahmed y Ghaffar, 2013; Kabir y Sajib, 2014).

Para finalizar, es importante resaltar el valor de tomar en cuenta los estilos de aprendizaje por dos razones, a saber:

Primero, al ayudar a los estudiantes a pensar en la manera en que aprenden, usted puede desarrollar en ellos una auto supervisión y una autoconciencia reflexivas... Segundo, al observar los métodos que utiliza cada estudiante para aprender, los profesores están en condiciones de apreciar, aceptar y adecuar las diferencias en los alumnos (Coffield y cols.; Rosenfeld & Rosenfeld, citados en Woolfolk, 2010, p.123).

MATERIALES Y MÉTODOS

Los instrumentos utilizados para la obtención de datos fueron, por una parte, el Inventario de Tipos Psicológicos de Myers y Briggs -forma G, versión en español- (Briggs-Myers, 1991), por ser un instrumento científicamente validado (Myers, Maccaulley, Quenk y Hammer, 1998), y por otra parte, el ILE de Kolb -IEA, versión en español (Kolb, 1981), ampliamente utilizado y validado en diferentes ámbitos académicos (Kolb, 1981, Kolb, 1984 y Kolb, 1995). En el cuestionario de Myers y Briggs (MBTI) se pidió a los participantes que contestaran 70 preguntas con dos alternativas de respuesta, mientras que en el Inventario de Estilos de Aprendizaje se pidió que se asignaran puntos a cuatro palabras, de acuerdo a la mejor forma de aprender que habitualmente la persona tiene. Este cuestionario tiene nueve grupos de cuatro palabras cada uno, el entrevistado le asignó un valor de uno a la palabra que menos caracterizaba su estilo de aprendizaje y cuatro la que más lo caracterizaba, totalizando finalmente 10 puntos.

Ambos test se aplicaron en sesiones de clases presenciales y vía Internet, en el formato dado por Google Formularios, en un periodo de dos meses dentro del primer semestre del año 2017.

Operacionalización de los conceptos

1. Estilos de aprendizaje: Métodos característicos para aprender y estudiar (Woolfolk, 2010), cuyas formas da cuenta el cuestionario de Estilos de Aprendizaje de Kolb.

2. Tipos de personalidad: Clasificación de las personas en tipos primarios de funciones psicológicas (Jung, 2016), se operacionaliza como las preferencias de personalidad que emergen luego de la aplicación del MBTI.

Tabla 2.

Información de la muestra según carrera sexo y año de ingreso



Alternate Text: Tabla 2 Información de la muestra según carrera sexo y año de ingreso.
<alternatives>
Carrera Sexo Cohorte
2011 2012 2013 2014 2015 2016 2017 Total
Ingeniería Comercial Mujer 0 7 6 0 29 23 11 76
Hombre 2 3 3 2 13 50 5 78
Total 2 10 9 2 42 73 16 154
Auditoría Mujer 1 2 10 5 0 18
Hombre 0 1 11 2 1 15
Total 1 3 21 7 1 33
Administración de Empresas de Turismo Mujer 7 10 16 33
Hombre 4 4 3 11
Total 11 14 19 44
TOTAL 231
</alternatives>
  —Fuente: Elaboración propia..

Tipo y diseño de investigación

La investigación es de tipo exploratorio-descriptivo, en tanto se pretendió analizar qué preferencias de personalidad y estilos de aprendizaje están presentes en estudiantes de una Escuela de Negocios. Además de exploratorio-descriptivo, el estudio presenta ciertos análisis correlacional entre las variables, de tal forma de establecer relaciones entre las variables estudiadas.

La investigación es de tipo no experimental, debido a que el estudio requirió la observación de situaciones ya existentes y no la manipulación de las variables, se buscó observar fenómenos tal como se dan en su contexto natural, para después analizarlos. En este caso se aplicó un diseño transeccional o transversal, ya que se buscó obtener los datos de un tiempo único y a la vez describir la relación existente entre ellos en un momento dado (Hernández, Fernández y Baptista, 2010).

Población y muestra

La población estudiada abarcó a todos los estudiantes matriculados en alguna de las carreras de la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas de la Universidad Austral de Chile, el año 2017. En Ingeniería Comercial se matricularon 557 alumnos, en Auditoría fueron 221 y en Administración de Empresas de Turismo 175. La cantidad total de alumnos matriculados el año 2017 fue de 953 estudiantes.

La muestra fue de tipo probabilístico, es decir, todos los elementos de la población tuvieron la misma posibilidad de ser escogidos. Luego de que fueran definidas las características de la población, se determinó el tamaño de la muestra a través de una selección aleatoria de las unidades de análisis ( Arrazola y Zavala, 2014). Los cuestionarios fueron aplicados por un profesional psicólogo, para garantizar los aspectos éticos y de validez, a un total de 357 estudiantes de una Facultad de Economía y Administración (correspondiente al 37.46% de la población). Una parte de los participantes contestó solo uno de los test y/o se encontraron errores en sus respuestas, por lo que la muestra total fue de 231 alumnos de la Facultad (24.23% de la población). El error de muestreo fue del 5% y el el nivel de confianza del 95%.

Procesamiento y tratamiento de datos

El análisis de los datos recogidos fue realizado con el programa estadístico SPSS 12.0. Los tipos de análisis fueron de tipo descriptivo y correlacionales.

RESULTADOS Y DISCUSIÓN

Estilos de aprendizaje

Ingeniería Comercial, se ajusta a las preferencias de estilos de aprendizaje de la Facultad, puesto que es la carrera más numerosa en cantidad de alumnos, en comparación a Auditoría y Administración de Empresas de Turismo.

En Auditoría, el estilo de aprendizaje predominante es diferente al de la Facultad, siendo el Divergente el estilo más frecuente, cuya preferencia tienen más de la mitad de los alumnos (51.5%), le siguen Acomodador (24.2%), Asimilador (15.2%) y Convergente (9.1%). En esta misma línea se puede afirmar que los estudiantes de Auditoría tienden más a ser aprendices concretos (76%) que abstractos (24%), y más reflexivos (66%) que activos (34%).

Las preferencias de los estudiantes de Administración de Empresas de Turismo en orden descendente son: Acomodador (31.5%), Asimilador (27.8%), Divergente (24.1%) y Convergente (16.7%). Así, tienden más a ser aprendices concretos (56%) que abstractos (44%), y más reflexivos (52%) que activos (48%).

Tabla 3.

Estilos de aprendizaje según carrera sexo y año de ingreso



Alternate Text: Tabla 3 Estilos de aprendizaje según carrera sexo y año de ingreso.
<alternatives>
Acomodador Divergente Convergente Asimilador
Ingeniería Comercial Mujer 32 36.0% 26 29.2% 12 13.5% 19 21.3%
Hombre 42 44.2% 37 38.9% 9 9.5% 7 7.4%
2011 1 33.3% 1 33.3% 0 0.0% 1 33.3%
2012 4 30.8% 5 38.5% 2 15.4% 2 15.4%
2013 5 50.0% 4 40.0% 1 10.0% 0 0.0%
2014 1 33.3% 2 66.7% 0 0.0% 0 0.0%
2015 19 37.3% 17 33.3% 8 15.7% 7 13.7%
2016 37 43.5% 27 31.8% 8 9.4% 13 15.3%
2017 7 36.8% 7 36.8% 2 10.5% 3 15.8%
Total 74 40.2% 63 34.2% 21 11.4% 26 14.1%
Acomodador Divergente Convergente Asimilador
Auditoría Mujer 4 22.2% 12 66.7% 1 5.6% 1 5.6%
Hombre 4 26.7% 5 33.3% 2 13.3% 4 26.7%
2012 0 0.0% 1 100.0% 0 0.0% 0 0.0%
2013 0 0.0% 2 66.7% 0 0.0% 1 33.3%
2014 6 28.6% 10 47.6% 2 9.5% 3 14.3%
2015 2 28.6% 3 42.9% 1 14.3% 1 14.3%
2017 0 0.0% 1 100.0% 0 0.0% 0 0.0%
Total 8 24.2% 17 51.5% 3 9.1% 5 15.2%
Acomodador Divergente Convergente Asimilador
Administración de Empresas de Turismo Mujer 11 26.8% 11 26.8% 8 195.0% 11 26.8%
Hombre 6 46.2% 2 15.4% 1 7.7% 4 30.8%
2014 5 38.5% 2 15.4% 1 7.7% 5 38.5%
2015 6 31.6% 3 15.8% 4 21.1% 6 31.6%
2017 6 27.3% 8 36.4% 4 18.2% 4 18.2%
Total 17 31.5% 13 24.1% 9 16.7% 15 27.8%
</alternatives>
  —Fuente: Elaboración propia..

EI estilo de aprendizaje más frecuente de los estudiantes de la Facultad fue el Acomodador (36.5%), seguido por el Divergente (34.3%), el Asimilador (17%), y finalmente el Convergente (12.2%) (Tabla 4). Los aprendices con la modalidad EC (Divergentes más Acomodadores), concentraron el 71% de la población y la CA (Asimiladores más Convergentes) el 29% restante. Por otra parte, la dimensión OR (Asimiladores más Divergentes), está en más de la mitad de los estudiantes (54%), y el 46% restante aprende a través de la EA (Convergentes más Acomodadores).

Tabla 4.

Estilos de aprendizaje de la facultad



Alternate Text: Tabla 4 Estilos de aprendizaje de la facultad.
<alternatives>
Acomodador Divergente Convergente Asimilador
Mujer 47 31.8% 49 33.1% 21 14.2% 31 20.9%
Hombre 52 42.3% 44 35.8% 12 9.8% 15 12.2%
Total 99 36.5% 93 34.3% 33 12.2% 46 17.0%
</alternatives>
  —Fuente: Elaboración propia..

Preferencias psicológicas

La distribución de las preferencias psicológicas de la Facultad se ilustra en la Tabla 5. En la muestra, el porcentaje de estudiantes de la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas de la Universidad Austral de Chile tiene mayor preferencia por Extraversión que por I, tanto en hombres como mujeres. En cuanto a la percepción de la información, los estudiantes se inclinan más por la función Intuición que la S. Respecto al discernimiento (T-F) y la actitud frente a la vida (J-P), la mayoría prefiere F y J respectivamente.

Tabla 5.

Preferencias psicológicas de los estudiantes de la facultad según sexo



Alternate Text: Tabla 5 Preferencias psicológicas de los estudiantes de la facultad según sexo.
<alternatives>
E I S N T F J P
Mujer 80 54% 67 46% 66 46% 77 54% 43 32% 93 68% 95 69% 42 31%
Hombre 72 63% 43 37% 49 42% 69 58% 50 44% 63 56% 86 75% 28 25%
Total 152 58% 110 42% 115 44% 146 56% 93 37% 156 63% 181 72% 70 28%
</alternatives>
  —Fuente: Elaboración propia..

En todas las carreras la E es la preferencia psicológica predominante en el género masculino, mientras que el género femenino tiende a la I (Tabla 5). El porcentaje de hombres que percibe la información con la función N es mayor que el de las mujeres, quienes prefieren S. Con relación a la forma de decidir, los hombres que estudian en la Facultad tienden a la T, en cambio la preferencia de las mujeres es F. Respecto de la actitud frente a la vida, las alumnas de Ingeniería Comercial como de Auditoría se inclinan por la P, en cambio la preferencia del género masculino de dichas carreras es el J. Se observa en el caso de los estudiantes de Administración de Empresas de Turismo, que las mujeres tienen mayor tendencia a J y los hombres a P; en este último resultado puede influir el hecho de que hubo una mayor participación en el estudio de mujeres que de hombres de la carrera Administración de Empresas de Turismo.

Tabla 6.

Preferencias psicológicas según carrera y sexo



Alternate Text: Tabla 6 Preferencias psicológicas según carrera y sexo.
<alternatives>
E I S N T F J P
Ingeniería Comercial Mujer 47 44% 39 57% 43 51% 45 48% 30 42% 53 55% 59 47% 25 56%
Hombre 59 56% 30 43% 41 49% 48 52% 41 58% 44 45% 66 53% 20 44%
Total 106 69 84 93 71 97 125 45
Auditoría Mujer 13 59% 10 63% 12 67% 8 42% 5 50% 14 54% 11 46% 7 70%
Hombre 9 41% 6 38% 6 33% 11 58% 5 50% 12 46% 13 54% 3 30%
Total 22 16 18 19 10 26 24 10
Administración de Empresas de Turismo Mujer 20 83% 18 72% 11 85% 24 71% 8 67% 26 79% 25 78% 10 67%
Hombre 4 17% 7 28% 2 15% 10 29% 4 33% 7 21% 7 22% 5 33%
Total 24 25 13 34 12 33 32 15
</alternatives>
  —Fuente: Elaboración propia..

Tipos psicológicos

En la Tabla 7 están representados los 16 Tipos de Personalidad de los estudiantes de la Facultad. En cinco de estos (ENFJ, INFJ, ESTJ, ESFJ e ISTJ) se concentra más de la mitad de los estudiantes. El tipo más frecuente es el ENFJ (14.3%), característico de personas extrovertidas, intuitivas, subjetivas y estructuradas. Comparten el segundo lugar INFJ y ESTJ, encontrándose en la misma proporción (12%), que corresponde a perfiles opuestos, por un lado, está el perfil de personas reservadas, intuitivas, empáticas y estructuradas, por otro lado, personas más bien extrovertidas, prácticas, lógicas y estructuradas. Le sigue el tipo ESFJ (11.1%): extrovertido, S, subjetivo y estructurado. Luego está el tipo ISTJ (10.2%), corresponde al perfil de personas introvertidas, practicas, lógicas y estructuradas. En conjunto, los cinco tipos psicológicos descritos (ENFJ, INFJ, ESTJ, ESFJ e ISTJ) representan al 60% de la población. El factor común de ellos es la marcada tendencia a vivir de manera estructurada (J).

Los Tipos de Personalidad más frecuentes observados en Ingeniería Comercial fueron: ESTJ (13.9%), ENFJ (13.5%), ESFJ (12.2%), INFJ (9.7%), ISTJ (9.3%), ENTJ (8.4%).

En los estudiantes de Auditoría predominaron más los tipos ENFJ (14%), ESFJ (14%), INFJ (12%), ISTJ (12%), ENFP (10%).

A su vez, en Administración de Empresas de Turismo predominaron los tipos: INFJ (21.1%), ENFJ (17.5%), ENFP (14%), ISTJ (12.3%), INFP (12.3%).

Tabla 7.

Tipos de personalidad de los estudiantes de la facultad.



Alternate Text: Tabla 7 Tipos de personalidad de los estudiantes de la facultad..
<alternatives>
ISTJ ISFJ INFJ INTJ
10.2% 4.4% 12.0% 5.0%
ISTP ISFP INFP INTP
0.3% 0.9% 5.8% 1.5%
ESTP ESFP ENFP ENTP
1.5% 2.3% 9.3% 3.2%
ESTJ ESFJ ENFJ ENTJ
12.0% 11.1% 14.3% 6.4%
</alternatives>
  —Fuente: Elaboración propia..

Tabla 8.

Frecuencias de tipos de personalidad por carrera.



Alternate Text: Tabla 8 Frecuencias de tipos de personalidad por carrera..
<alternatives>
Ingeniería Comercial Auditoría Administración de Empresas de Turismo
ISTJ 22 9.3% 6 12% 7 12.3%
ISFJ 10 4.2% 3 6% 2 3.5%
INFJ 23 9.7% 6 12% 12 21.1%
INTJ 13 5.5% 1 2% 3 5.3%
ISTP 1 0.4% 0 0% 0 0.0%
ISFP 3 1.3% 0 0% 0 0.0%
INFP 9 3.8% 4 8% 7 12.3%
INTP 3 1.3% 1 2% 1 1.8%
ESTP 4 1.7% 1 2% 0 0.0%
ESFP 6 2.5% 2 4% 0 0.0%
ENFP 19 8.0% 5 10% 8 14.0%
ENTP 10 42.0% 0 0% 1 1.8%
ESTJ 33 13.9% 4 8% 4 7.0%
ESFJ 29 12.2% 7 14% 2 3.5%
ENFJ 32 13.5% 7 14% 10 17.5%
ENTJ 20 8.4% 2 4% 0 0.0%
</alternatives>
  —Fuente: Elaboración propia..

Correlación entre tipos de personalidad y estilos de aprendizaje

Las características de personalidad y estilos de aprendizaje están presentes en el mundo académico de cada estudiante, indistintamente la facultad a la cual pertenezca, influyendo en la aprehensión tanto de conocimientos como de actitudes y habilidades (Curry, 1987; Curry, 1999).

En el presente estudio, ha sido posible observar que todas las correlaciones entre Tipos de Personalidad y Estilos de Aprendizaje tuvieron un 95% de confianza (Tabla 9). De los Tipos de Personalidad predominantes (ENFJ, INFJ, ESTJ, ESFJ e ISTJ) de estudiantes de la Facultad Economía y Administración estudiada, se observa la existencia de una correlación negativa, entre el tipo ENFJ y el estilo Divergente, es decir, mientras más alta sea la frecuencia de ENFJ más baja será la del estilo Divergente. Respecto del tipo psicológico INFJ y el estilo de aprendizaje Convergente, existe correlación positiva entre ambas variables, con un nivel de significancia de 0.05%. En el caso de las variables ISTJ y estilo Asimilador, existe correlación negativa. Por último, hay correlación positiva entre ENFP y Convergente, así como entre las variables ENFP y asimilador.

Aunque no existen estudios sobre estilos de aprendizaje y su relación con los tipos psicológicos en estudiantes chilenos, es posible realizar algunas sugerencias al respecto. Por una parte, existe evidencia en la literatura que indica que, en general, las ciencias básicas preferentemente atraen a estudiantes con un estilo abstracto, mientras que las carreras artísticas y humanistas a estudiantes más concretos, en nuestro caso, los estudiantes de la Facultad de Economía y Administración estudiada, tienden a la Extraversión, Intuición, F y J, a la vez que los Estilos de Aprendizaje de Acomodador y Divergente son los más habituales, siendo el método de aprendizaje de EC el más frecuente.

Tabla 9.

Correlación de los tipos de personalidad y estilos de aprendizaje.



Alternate Text: Tabla 9 Correlación de los tipos de personalidad y estilos de aprendizaje..
<alternatives>
Acomodador Divergente Convergente Asimilador ISTJ ISFJ INFJ INTJ ISTP ISFP INFP INTP ESTP ESFP ENFP ENTP ESTJ ESFJ ENFJ ENTJ
Acomodador
Divergente -0.479**
Convergente -0.079 -0.285**
Asimilador -0.388** -0.188** 0.044
ISTJ -0.024 0.096 -0.104 -0.150*
ISFJ -0.051 0.070 -0.057 -0.043 0.624**
INFJ 0.033 -0.012 0.134* -0.005 -0.070 0.062
INTJ 0.057 -0.029 0.027 -0.058 0.112 -0.007 0.129*
ISTP 0.076 -0.054 -0.027 -0.033 -0.028 -0.017 -0.031 -0.019
ISFP -0.099 0.062 0.062 -0.057 0.058 0.125 -0.053 -0.032 -0.008
INFP -0.018 -0.064 0.138* 0.078 -0.130* -0.081 0.099 -0.028 -0.020 0.101
INTP -0.009 -0.001 0.024 -0.074 -0.063 -0.039 0.009 0.186** -0.010 -0.017 0.166*
ESTP -0.069 0.121 -0.061 0.000 -0.063 -0.039 -0.069 -0.042 0.443** -0.017 -0.046 -0.022
ESFP -0.068 0.086 -0.010 -0.035 -0.080 -0.050 -0.088 -0.053 -0.012 -0.022 -0.058 -0.028 0.135*
ENFP -0.069 -0.099 0.159* 0.145* -0.169** -0.106 -0.153* -0.113 -0.026 -0.046 0.099 -0.060 -0.060 0.061
ENTP 0.012 0.107 -0.091 -0.010 -0.094 -0.059 -0.104 0.015 -0.015 -0.026 -0.069 0.106 0.246** -0.042 -0.090
ESTJ 0.056 0.104 -0.060 -0.090 -0.196** -0.122 -0.156* 0.086 -0.031 -0.053 -0.143* -0.069 0.087 -0.026 -0.186** -0.051
ESFJ -0.125 0.064 -0.081 0.013 -0.188** -0.117 -0.053 -0.036 -0.029 -0.051 -0.137* -0.066 0.014 0.171** -0.144* -0.099 0.038
ENFJ 0.021 -0.167* 0.000 0.059 -0.219** -0.137* 0.008 -0.065 -0.034 -0.060 -0.122 -0.077 -0.077 -0.040 0.007 -0.116 -0.158* 0.141*
ENTJ -0.102 0.064 -0.090 0.060 -0.137* -0.085 -0.074 0.247** -0.021 -0.037 -0.100 0.053 0.053 -0.061 -0.130* 0.204** 0.197** -0.025 0.120
</alternatives>
  —Fuente: Elaboración propia..

fn12Correlación de Pearson.

**. La correlación es significativa en el nivel 0.01 (bilateral).

*. La correlación es significativa en el nivel 0.05 (bilateral).


CONCLUSIONES

A partir de los análisis de los cuestionarios aplicados a los estudiantes de la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Austral de Chile, se puede concluir que los Tipos de Personalidad predominantes son similares en cada carrera, al mismo tiempo, se observó que hay diferencias entre hombres y mujeres respecto de las preferencias psicológicas; pero en distintas proporciones según la carrera.

Respecto de los Estilos de Aprendizaje fue posible detectar que, tanto en Ingeniería Comercial como en Administración de Empresas de Turismo, el estilo Acomodador es el más frecuente en los estudiantes, no así en Auditoría, donde la gran mayoría de los encuestados se identifica más con el estilo Divergente.

Luego, al comparar los resultados de los tipos psicológicos de los estudiantes de la Facultad estudiada con otras Escuelas de Negocios, se puede observar que algunos aspectos coinciden, por ejemplo, en los estudiantes de la Universidad de Vaasa de Finlandia predominan los tipos ESTJ (15%) e ISTJ (12%), que corresponden a dos de los cinco tipos más frecuentes de los estudiantes de FACEA, ESTJ (12%) e ISTJ (10.2%). No obstante, al comparar los Estilos de Aprendizaje de los estudiantes de FACEA, con investigaciones de otras Escuelas de Negocios, los resultados difieren. Efectivamente, a partir del presente estudio se ha constatado que la mayoría de los estudiantes de la Facultad estudiada, posee un método de aprendizaje de EC, mientras que en otros estudios similares en donde se midió esta variable, como en el caso de la Universidad de Talca (Chile), predomina un método de aprendizaje de CA; a su vez, los estudiantes de negocios de la Universidad de Göttingen (Alemania), tienden a aprender a través de EA.

En términos generales, se puede sostener que usualmente las universidades, colegios o centros de estudio tienden a imitar modelos educativos, que no siempre resultan ser del todo efectivos. Al hacer el ejercicio de conocer los tipos de personalidad y la forma en cómo aprenden los estudiantes que forman parte de dichas instituciones, se puede tomar la decisión de diseñar o replicar una estrategia adecuada para que el aprendizaje de los estudiantes sea eficaz y se alcancen los objetivos de las instituciones educativas, en cuanto al tipo de formación que quieran entregar.

Asimismo, se ha comprobado que existe un vacío de conocimiento en torno a los tipos de personalidad y las formas de aprender de estudiantes de Escuelas de Negocios en Chile. En este sentido esta investigación es un aporte tanto para la teoría como para la práctica.

Por un lado, el conocimiento que tengan los académicos de sus alumnos puede contribuir para que sus métodos de enseñanza-aprendizaje se acomoden más a las necesidades de sus estudiantes y por consiguiente, favorezca que estos obtengan mejores rendimientos y una mayor comprensión de los contenidos, en otras palabras, adecuar la actividad del profesor y la de los estudiantes, podría propiciar un ambiente adecuado para que se desarrollen procesos de enseñanza-aprendizaje, que consideren las distintas formas de enseñar y aprender. Además, podría incentivar el desarrollo de una motivación intrínseca, generar mayor autoeficacia y fomentar que los estudiantes se conviertan en un agente activo en el proceso de su propio aprendizaje.

Probablemente una limitación de este estudio es no haber incorporado la variable rendimiento estudiantil, para indagar sobre los efectos del tipo de personalidad y los estilos de aprendizaje de los estudiantes. Así, por ejemplo, algunos estudios como el de Felder, Felder y Dietz (2002), han encontrado que los estudiantes con tipos I, P y J tendían a gozar de mejores rendimientos y a graduarse antes de sus carreras; de este modo, los autores concluían que los logros de los estudiantes podían modificarse utilizando una estrategia experimental, propiciando la interacción en pequeños grupos donde se fomentara un proceso de aprendizaje activo. En este sentido, una futura investigación sería analizar la relación entre los tipos de personalidad, estilos de aprendizaje y la variable rendimiento estudiantil.

A pesar de la limitación mencionada, el valor de esta investigación radica, entre otras cosas, en que permite contar con información que puede facilitar posteriores investigaciones con diseños longitudinales, con distintas metodologías (por ejemplo, entrevistas a alumnos y docentes) y considerando otras variables tales como el trabajo autónomo, los hábitos de estudio, la motivación (por qué los estudiantes quieren aprender), las habilidades de aprendizaje, el contexto de aprendizaje y experiencias previas. Todo de acuerdo a los objetivos estratégicos de las Facultades y de cada Universidad.

Finalmente, vistos los resultados y a la luz de los análisis que se han realizado a partir de la teoría de los tipos psicológicos, es pertinente señalar que las Preferencias Psicológicas de los estudiantes de la Facultad estudiada tienden a la Extraversión, Intuición, F y J. Por otro lado, se observó que los Estilos de Aprendizaje Acomodador y Divergente fueron más frecuentes entre ellos. En vista de los resultados obtenidos se pueden abrir nuevas líneas investigativas respecto a si ¿Existe un ambiente propicio en el aula para que los estudiantes usen su función dominante?, ¿Cuál es la posición de los estudiantes respecto de qué quieren o qué esperan de su carrera?, y por último, ¿Cuáles son las estrategias de enseñanza-aprendizaje de los docentes de la Facultad, y si estos se acomodan a los estilos de aprendizaje predominantes de sus estudiantes?.


BIBLIOGRAFÍA
1.
2.
3.
4.
5.
6.
7.
8.
9.
10.
11.
12.
13.
14.
15.
16.
17.
18.
19.
20.
21.
22.
23.
24.
25.
26.
27.
28.
29.
30.
31.
32.
33.
34.
35.
36.
37.
38.
39.
40.
41.
42.
43.
44.
45.
46.
47.
48.
49.

Refbacks

  • There are currently no refbacks.


Catalogs and Indexes:

       IndexCopernicus

Plagiarism analysis by: